Publicaciones científicas

‘THE JOURNAL OF NEUROSCIENCE’

Hallan el origen celular de las fluctuaciones de frecuencia de las ondas ultrarrápidas en epilepsia


Permite establecer criterios estadísticos de clasificación para un mejor diagnóstico de la patología subyacente
JPEG - 39.5 KB
Liset Menéndez de la Prida.

Redacción. Madrid
Los ritmos ultrarrápidos, conocidos en inglés como fast ripples, constituyen una reciente herramienta diagnóstica en el estudio de la epilepsia del lóbulo temporal, una de las formas más frecuentes de epilepsia farmacorresistente. Estas señales, que solo pueden ser detectadas con electroencefalografía intracraneal, tienen la forma de ondas breves muy rápidas que pueden alcanzar desde los 200 hasta los 800 ciclos por segundo.

El estudio de los mecanismos básicos responsables de su presencia constituye una de las líneas de investigación más activa en el campo de la epileptología clínica y experimental. El grupo dirigido por Liset Menéndez de la Prida, del Instituto Cajal (CSIC), una de las principales líderes mundiales en el campo, ha publicado recientemente en The Journal of Neuroscience un nuevo trabajo sobre las bases celulares de estas ondas ultrarrápidas, titulado ‘Emergent dynamics of fast ripples in the epileptic hippocampus’.

JPEG - 122.7 KB
Tinción de neuronas del hipocampo, una región cerebral muy afectada en la epilepsia del lóbulo temporal.

En este trabajo, en el que participan científicos de los hospitales Ramón y Cajal de Madrid y del Hospital de Parapléjicos de Toledo, se aplican sofisticados modelos computacionales y técnicas avanzadas de registro electrofisiológico al estudio de modelos experimentales de epilepsia que facilitan el abordaje detallado de los mecanismos implicados.

El estudio demuestra que las ondas ultrarrápidas son el resultado de la coordinación anormal de descargas eléctricas que ocurren en grupos de neuronas cercanas a las zonas epileptógenas. La forma en la que tiene lugar esta coordinación neuronal es variable, resultando en la expresión diferencial de los ritmos ultrarrápidos que fluctúan en un amplio espectro de frecuencias.

El trabajo consigue explicar por primera vez el origen celular de las fluctuaciones de frecuencia de las ondas ultrarrápidas detectadas clínicamente y permite establecer criterios estadísticos de clasificación que pueden servir para un mejor diagnóstico de la patología subyacente.

Este estudio se añade a una serie de publicaciones previas dirigidas por esta investigadora y ha sido seleccionado para su presentación en el próximo congreso anual de la Sociedad Americana de Epilepsia, uno de los más importantes del campo de la epileptología experimental.